El Jurado del diseño puede actuar de tres maneras:

  • Elaboración de informes vinculantes o no vinculantes: Emitirá informes y dictámenes sobre las cuestiones que le soliciten en relación con el diseño y su protección.
  • Mediación: Podrá mediar en aquellas controversias relativas al diseño.
  • Arbitraje: Podrá dirimir mediante arbitraje aquellas controversias relativas al diseño, dictando el Laudo correspondiente.

Para cada procedimiento el Presidente del Jurado designará a dos o más miembros como instructores.

Los instructores, una vez recibida la documentación pertinente, propondrán al Presidente la convocatoria del Jurado para la presentación de las partes y el inicio de las deliberaciones. Concluida la deliberación, el Jurado emitirá su Decisión final.

Las Decisiones del Jurado son motivadas y se denominan Laudos. Sólo se pueden anular conforme a la Ley de Arbitraje. Y contra un Laudo firme, que produce los efectos de cosa juzgada, sólo podrá solicitarse la revisión conforme a lo establecido en la Ley de Enjuiciamiento Civil para las Sentencias firmes.

Cuando el Jurado lo estime oportuno podrá invitar a tomar parte en el procedimiento a expertos en el sector específico al que corresponda el asunto.

El pago por el servicio del Jurado del Diseño tendrá que abonarse en el momento de la presentación de la solicitud de arbitraje. La parte demandada que decida la aceptación del arbitraje ante el Jurado tendrá que abonar la mitad de los honorarios.